CONSEJOS A LA HORA DE CONSULTAR EL TAROT TELEFÓNICO

  • maxresdefault

    Consultar al tarot es una de las experiencias más interesantes y enriquecedoras que podemos llegar a tener.  Para poder sacarle todo el partido posible y que a la vez sea algo divertido y que nos ilumine en nuestro camino lo mejor es seguir ciertas pautas o consejos.

    Si sentimos esa especial conexión con lo esotérico, si creemos que hay “algo” en el tarot; ese algo es una conexión o una guía en nuestra vida que el tarot nos ayudará a desvelar, entonces la experiencia de consultar al tarot será altamente reveladora.

    Echar las cartas o que nos lean la “buena fortuna” es algo que nos llama la atención desde hace años a los seres humanos. Los grandes oráculos de la Humanidad -como el de Delfos-, a las adivinaciones del chaman de la tribu o los gabinetes de adivinación, todos ellos llenos de personas en busca de conocer mejor su camino, de un consejo para el futuro o de una advertencia en el presente.

    Cuando vamos a consultar el Tarot debemos estar preparados para lo que venga y, lo más importante, debemos prepararos nosotros, tanto física como mentalmente, para recibir esa información y para permitir que los canales de energía se encuentren libres y despejados para que la sabiduría de este oráculo tan buscado pueda llegar a nosotros en forma de revelación y de luz.

    Antes de consultar el tarot, que hoy en día es algo muy común y muy cómodo con el tarot telefónico, es importante tener en cuenta las siguientes cuestiones:

    • Lo primero que debemos hacer es pensar muy bien lo que queremos consultar. Sería bueno sentarnos un momento y tomar nota de las cuestiones que queremos tratar. Para así poder conectar más directamente con el tarotista y que la consulta sea más efectiva y directa. Lo cual también ayudará al tarotista a canalizar las respuestas o consejos que le lleguen mediante las tiradas de manera más concreta y certera.
    • También se puede preparar una consulta genérica en la que las cartas nos indiquen el camino a seguir, sin tener una pregunta concreta, pero es importante decir de que campo de nuestra vida nos gustaría saber algo, o qué consejos nos dará el tarot en determinadas circunstancias generales, como puede ser amor, trabajo, amistad, familia...
    • Al realizar la llamada a nuestro tarotista profesional lo mejor es asegurarnos que estaremos tranquilos, tanto de lugar como de mente. Es importante tomarse su tiempo y escoger un lugar que nos de paz y que esté alejado de otras personas. Es fundamental la concentración, tanto para el consultante como para su consulta. Se debe poder prestar atención a los consejos que se dan y a las respuestas formuladas por el tarot. La atención, dedicación y tiempo son muy importantes a la hora de conseguir una consulta eficaz.
    • No podemos olvidar uno de los puntos también importantes a la hora de como consultar el tarot correctamente, este punto sería evitar consultar continuamente el tarot buscando respuestas diferentes o confirmaciones continuas. No es recomendable consultar el tarot con una misma cuestión constantemente buscando la respuesta que nosotros queremos. Lo importante es analizar la respuesta, y ver cómo encaja en nuestra vida y si nos puede ayudar.
    • El tarot se puede consultar cada cierto tiempo, no hay un período concreto, pero al menos deberíamos esperar a que ocurriesen cambios o comenzasen a cumplirse los pronósticos, de este modo las cartas presentarán nuevas informaciones y predicciones que no seguirán guiando hacia la prosperidad.

    Con estos consejos, lograremos una consulta tarot eficaz, precisa y completa. Lograremos aprovechar el tiempo, facilitar al profesional la lectura de las cartas, conseguir las respuestas que buscamos que nos guiarán en nuestras dudas.

    Lo más importante a la hora de consultar el tarot por teléfono es tomar una actitud positiva, tener la mente abierta, tener capacidad de reflexión y ser veraces con nosotros mismos, el profesional tarotista y la consulta. De ello depende que la consulta nos ayude a mejorar en los ámbitos que queramos de la vida.